ícono de Accesibilidad
Logo del Instituto Colombiano de Bienestar Familiar
República de Colombia
Departamento para la Prosperidad Social

Instituto Colombiano de Bienestar Familiar

Cecilia De la Fuente de Lleras
Logo de Todos por un Nuevo País

Primera Infancia

Mejoramiento a la Calidad
en Primera Infancia

Una de las apuestas fundamentales de la Estrategia: De Cero a Siempre es el mejoramiento de la calidad de los servicios de educación inicial, en el marco de una atención integral, que se ofrecen a los niños y niñas menores de 5 años, a través de distintas modalidades de atención.
  • Con este propósito, la Dirección de Primera Infancia del ICBF, en coordinación con las demás entidades de la Comisión Intersectorial de Primera Infancia, adelanta una serie de estrategias que buscan fortalecer a las Entidades Administradoras del Servicio –EAS y a sus agentes educativos, con el fin de asegurar oportunidad, calidad y pertinencia en la atención.
    Esta apuesta por la calidad se ve materializada a través del diseño de unos estándares de calidad para la prestación de servicios de educación inicial, en sus distintas modalidades.

  • Estos estándares buscan, por una parte, nivelar y unificar los criterios de calidad para todos los servicios estructurales de atención a la primera infancia en el país y, por otra, elevar los criterios de calidad de tal manera que cuenten con acciones que garanticen de manera oportuna el desarrollo infantil de los niños y niñas menores de 5 años en el país, sin importar la condición de ingreso de sus familias y su contexto geográfico y cultural.
  • Otro interés fundamental para poder avanzar en temas de calidad es la integralidad en las atenciones. Las Entidades Administradoras del Servicio - EAS orientarán su quehacer con un marco de lineamientos técnicos construidos de manera intersectorial, con una visión clara de lo que el país espera, anhela y proyecta pase con los niños y niñas en primera infancia. En ese sentido, los temas sociales, de familia, educación, cultura y salud, entre muchos otros, van a estar presentes en la dinámica diaria de cada modalidad que operan.

  • Gracias a un esfuerzo intersectorial, el país cuenta actualmente con los fundamentos políticos, técnicos y de gestión de primera infancia, con el documento descriptivo de las modalidades de educación inicial, los estándares de calidad para los servicios de educación inicial y las orientaciones para el cumplimiento de estándares.

Plan Operativo para la Atención Integral - POAI

El POAI es el eje de la planeación de los procesos de atención en las distintas modalidades de educación inicial, en el marco de una atención integral, y se convierte en el articulador de las acciones que se deben desarrollar por cada uno de los componentes del servicio, por parte de los actores e instituciones involucradas y responsables de la atención de los niños y niñas.

Como proceso de organización sistemática, permite estructurar los objetivos y las acciones que va a desarrollar el prestador del servicio con su equipo de trabajo, con el propósito de asegurar el acceso de los niños y las niñas a las atenciones establecidas, en el marco de la Ruta Integral de Atenciones – RIA, así como la implementación de los estándares de calidad para la prestación del servicio.


Generación y divulgación del conocimiento

Las prácticas de atención a la primera infancia que se adelantan en el país producen un saber cotidiano que es valioso para distintos actores e instituciones sociales, como insumo básico y crítico para su uso y aporte en el mejoramiento de las prácticas de atención a la primera infancia. Un ejemplo de ello son los programas dirigidos a la familia y a la niñez que, por más de 20 años, el ICBF ha desarrollado a través de servicios como los Hogares Infantiles y los Hogares Comunitarios de Bienestar.

El reconocimiento de la experiencia acumulada en los agentes educativos, Entidades Administradoras del Servicio - EAS y demás actores en la atención de los niños y niñas resulta fundamental para fortalecer la actual la política de primera infancia. 
Por lo anterior, el ICBF ha decidido avanzar en visibilizar y sistematizar experiencias significativas de atención a la primera infancia, dado que es la mejor vía para reconstruir de forma analítica y crítica los saberes y prácticas pedagógicas, de cuidado y protección, con el fin de fortalecer y cualificar el trabajo que se realiza con los niños y las niñas, con el propósito de potenciar su desarrollo.


Promoción de ambientes para el desarrollo

Los ambientes de las modalidades de educación inicial deben construirse para favorecer el desarrollo, bienestar y seguridad de los niños y las niñas. Estos lugares propician de manera intencionada acciones pedagógicas que les permiten vivenciar y profundizar en su condición de sujetos de derechos, ciudadanos participativos, transformadores de sí mismos, de la realidad que les atañe, creadores de cultura y conocimiento.

Las condiciones de estos espacios físicos (infraestructura), mobiliario y material didáctico, entre otros, deben posibilitar la vivencia de experiencias enriquecedoras, la exploración segura y el desarrollo de la autonomía. Adicionalmente, las condiciones de seguridad y limpieza son fundamentales, ya que se deben prevenir, atender y controlar los factores que puedan convertirse en riesgo para su vida e integridad, así como para los adultos que los acompañan. Es importante implementar un plan de saneamiento básico, el protocolo de buenas prácticas de manufactura y promover hábitos de vida saludable.


Formación y cualificación del Talento Humano y Familias

A través de estos procesos, los actores adquieren herramientas conceptuales y metodológicas necesarias para brindar una atención oportuna y de calidad a los niños y niñas, garantizando así su desarrollo integral.

En el marco del Plan Nacional de Desarrollo 2010-2014, el ICBF tiene la meta de formar o cualificar a 50.000 agentes educativos vinculados a los servicios de atención a la primera infancia, haciendo especial énfasis en las madres comunitarias. Dicha meta se alcanza a través de procesos de profesionalización, formación técnica y cualificación permanente. Actualmente el Instituto ha avanzado en la formación de 36.241 agentes.


Fortalecimiento territorial e institucional

A partir de la sistematización y visibilización de experiencias significativas en la atención a la primera infancia, se plantea la construcción de una red de gestión del conocimiento, a través de la cual diferentes actores involucrados en el cuidado y protección de los niños y niñas podrán consultar las experiencias identificadas y compartir sus prácticas de atención. Esto con el fin de que diversos actores públicos y privados conozcan nuevas herramientas conceptuales y metodológicas para brindar una atención oportuna y de calidad.

La atención de calidad a la primera infancia requiere de iniciativas de articulación e innovación social que permitan fortalecer la prestación del servicio a través del empoderamiento, la articulación y la generación de sinergias entre los diferentes actores, tanto públicos como privados.